La energía y las formas de transferencia



Un paseo en moto acuática, comer una sabrosa paella, desafiar a las olas con una tabla de surf, ... en todas estas situaciones se ponen de manifiesto fenómenos energéticos.

Pero, ¿qué es la energía?

La energía es una propiedad de los cuerpos que les permite producir cambios en ellos mismos o en otros cuerpos o sistemas.



Las principales características de la energía son:

  • Puede transferirse de unos sistemas a otros.

  • Puede ser almacenada y transportada.

  • Se conserva.
  • Se degrada.

Como ves, una de las características de la energía es que se transforma. Así ocurre en las situaciones que has visto más arriba: la energía de combustión del motor de la moto acuática se transforma en energía cinética; la energía del viento produce el movimiento de los cuerpos en el mar; la energía química de los alimentos se transforma en energía que podemos utilizar para nuestras actividades cotidianas, ... y así ocurre en cualquier proceso en que se manifiesta la energía.

La unidad de medida de la energía es el julio (J). Habitualmente se usan también otras unidades de energía, como el kW h.

Habitualmente nos referimos a la energía añadiendo calificativos que indican su relación con otras magnitudes: energía luminosa, radiante, eléctrica, térmica, química, etc. Todas ellas pueden encuadrarse en uno de los siguientes grupos: energía cinética y energía potencial.
SIGUIENTE