Actos voluntarios

Los actos voluntarios son actos conscientes, controlados de forma voluntaria, como por ejemplo, andar o pensar.

Las áreas motoras del cerebro reciben información de las áreas sensitivas, la procesan y elaboran una respuesta consciente y voluntaria. La respuesta es conducida por neuronas motoras hacia los órganos efectores.

Recorrido de los impulsos nerviosos en un acto voluntario

En la siguiente imagen puedes ver el recorrido de los impulsos nerviosos cuando una niña abre su mochila. En primer lugar, toca la cremallera y los receptores táctiles transmiten un estímulo al sistema nervioso central a través de la fibra nerviosa sensitiva. El sistema nervioso central recoge esta información, la procesa y transmite una orden a los músculos mediante impulsos nerviosos, que atraviesan la fibra nerviosa motora.

ANTERIOR SIGUIENTE